Las cerraduras Electrónicas

Cerraduras electronicas

¿Qué es una cerradura electrónica?

Podríamos definir a la cerradura electrónica como el último grito en avances de seguridad para el hogar.

Estas cerraduras, utilizan una contraseña, reconocimiento biométrico ( huellas digitales, reconocimiento de voz, etc. ) o tarjeta, con el que activaremos el sistema electrónico el cuál accionará el mecanismo.

Estos dispositivos nos permite programar el sistema, dependiendo de los horarios o personas, permitiendo o denegando la entrada, según el código introducido.

Las cerraduras electrónicas, son a veces independientes, aunque normalmente, están conectadas a un sistema de control de acceso.

Tipos de cerraduras electrónicas

Con códigos numéricos.

Utilizar un código numérico es la forma más frecuente, ya que para desactivar el bloqueo debemos introducir el código correcto a través de un teclado numérico de entre cuatro y seis dígitos.

Este panel, es instalado en el exterior de la puerta, con lo que únicamente se debe introducir la clave para conseguir su apertura.

Con tarjeta.

Otra manera de desbloqueo, es mediante una tarjeta inteligente o magnética, escaneando o deslizándola.

Este medio, frecuentemente es utilizado en las habitaciones de los hoteles, oficinas o residencias, permitiendo grabar en la tarjeta el estado de la habitación, y estipulando la

fecha de salida del mismo.

Biometría.

Gracias a los avances tecnológicos, el uso de los sistemas de seguridad aumenta, implantando medios como la biometria, utilizada como método de identificación de huellas dactilares, escaneo del iris, retina o huella de voz.

Normalmente, este tipo de cerraduras, según el modelo, son capaces de reconocer a una persona entre 1 y 3 segundos, y podría distinguir para 10/100 huellas digitales distintas.

Ventajas

La instalación de este tipo de cerraduras electrónicas son muy sencillas, con un sistema de autentificación muy eficaz, generando un nuevo código cada vez que el cliente lo precise, además económicamente, son más rentables, ya que no es necesario elaborar duplicados o reemplazos de la cerradura en el caso de perdida de llaves.

La sustitución de la cerradura tradicional, a una cerradura electrónica, son cada vez más asequibles para cualquier propietario de negocios y oficinas, ya que proporciona una mejor defensa frente a los ladrones.

Cabe señalar, que para su instalación, necesitaremos una fuente de alimentación, la cual pueden hacerlas vulnerables a un corte de corriente.

Si quiere instalar una cerradura electrónica, y necesita un cerrajero rápido, estamos a su disposición en todo momento.

Podrá contactar con nosotros a través de nuestro correo electrónico, por teléfono, o a través de nuestro formulario de contacto de nuestra pagina web.